La pasta es una deliciosa opción de comida ya sea que esté comiendo solo o cocinando para un grupo. Estas sencillas recetas son notablemente sabrosas y contienen vegetales extra saludables.

1. Crema de guisantes y farfalle de tomate seco

En esta receta, los guisantes se utilizan para agregar proteínas para la construcción muscular y las vitaminas B para obtener energía. Combínalo con una ensalada simple para una comida deliciosa y saludable.

Esta receta requiere 10 minutos de preparación y 15 cocciones para cuatro personas. Esto es lo que necesitará:

  • 250 g (1/2 lb) de farfalle
  • 15 ml (1 cucharada) de aceite de oliva
  • 1 cucharada. cucharada (15 ml) de mantequilla o margarina
  • 250 ml (1 taza) de cebolla finamente picada 3
  • aplastados dientes de ajo 2 ml (1/2 cucharadita.) se secaron
  • orégano (1 ml 1/4 cucharadita) de mejorana seca
  • 20 ml (1 1/2 cucharadas) de harina para todo uso
  • 250 ml (1 t) de caldo de pollo o caldo de verduras bajo en sodio
  • 250 ml (1 taza) de guisantes frescos o congelados
  • 150 ml (2/3 taza) de mitades secas de tomate, picadas
  • 100 ml (1/3 taza) de queso parmesano rallado.
  1. Cocine la pasta en una olla grande llena de agua hirviendo ligeramente salada hasta que esté al dente, siguiendo las instrucciones del paquete.
  2. Caliente el aceite y la mantequilla en una sartén antiadherente grande a fuego medio. Agregue la cebolla, el ajo, el orégano y la mejorana. Saltee hasta que la cebolla se ablande, aproximadamente cinco minutos.
  3. Agregue la harina y revuelva hasta que todo esté bien mezclado. Agregue el caldo mientras bate. Cocine por dos o tres minutos hasta que la textura espese.
  4. Agregue los guisantes y los tomates secos. Cocine de cuatro a cinco minutos hasta que los guisantes estén tiernos. Retire del fuego. Agregue 45 ml (3 cucharadas) de queso parmesano.
  5. Drene y reserve 125 ml (1/2 taza) del líquido para cocinar pasta. Mezcle la pasta con la mezcla de vegetales y el agua reservada. Espolvoree con el queso parmesano restante.

Cada parte contiene los siguientes nutrientes:

  • 380 calorías
  • 16 g
  • proteína 10 g de grasa (incluyendo 4 g de grasa saturada)
  • 60 g de hidratos de carbono (incluyendo 6 g de fibra)
  • 13 mg de colesterol
  • 647 mg de sodio
2. Espinaca Pesto Linguine

Esta receta tiene el poder nutricional de la espinaca en cada bocado. Lleva 15 minutos prepararse, 12 cocinar, y es suficiente para ocho personas. Esto es lo que se necesita:

  • 500 g (1 lb)
  • linguini 750 ml (3 tazas) de hojas de espinaca, sin tallos gruesos
  • 125 ml (1/2 taza) de hojas de albahaca
  • 3 dientes ajo
  • 45 ml (3 cucharadas). tuerca
  • 45 ml (3 cucharadas). oliva
  • aceite de 75 ml (1/3 taza) de limón recién exprimido jugo
  • 3 ml (3 / 4 cucharaditas.)
  • sal 2 ml (1/2 cucharadita.)
  • pimienta negro significa 2 pimientos rojos,
  • 4 tomates italianos sin semillas y cortados en cubitos, cortado en dados
  • 50 ml (1/4 taza) de queso parmesano rallado.
  1. Cocine la pasta en una olla grande de agua hirviendo ligeramente salada hasta que esté al dente, siguiendo las instrucciones del paquete.
  2. Para el pesto, mezcle la espinaca, la albahaca, el ajo y las nueces en un procesador de alimentos. Revuelva hasta que la mezcla esté finamente picada. Con la máquina en funcionamiento, agregue el aceite de oliva, el jugo de limón, la sal y la pimienta. Batir hasta que quede suave.
  3. Escurre la pasta Transfiera a un tazón de servir grande. Agregue el pesto de espinacas, pimienta y tomate. Revuelva suavemente para mezclar y espolvorear con queso parmesano.

Aquí está la información nutricional para cada porción:

  • 300 calorías
  • 10 g de proteína
  • 8 g de grasa (2 g de grasa saturada)
  • 48 g de carbohidratos (incluyendo 3 g de fibra)
  • 2 mg de colesterol
  • 420 mg de sodio.

La pasta es fácil de preparar y extremadamente deliciosa. Estas recetas mejorarán la calidad de su pasta y crearán platos que son a la vez nutritivos y más sabrosos que el plato tradicional de pasta. ¡Buen provecho!