No se necesitan muchos equipos para comenzar un jardín. De hecho, es probable que tengas todo lo que necesitas en tu cocina para empezar a sembrar semillas. Para conocer los métodos más efectivos, ¡eche un vistazo a estas herramientas simples y anime sus brotes!

1. Hacer agujeros para semillas con palillos

En lugar de comprar una herramienta para semillas (es decir, una herramienta de madera especialmente diseñada para perforar agujeros para semillas en el suelo), ¿por qué no usarla? un "palo" o un "lápiz"?¡Los mismos agujeros, sin gastos!Hay una tercera posibilidad: aalicates de clavos plegablescuya cuchilla puede ser clavada en el suelo y voltearse. Más tarde, cuando llegue el momento de trasplantar las plántulas, use la misma cuchilla para trabajar una plántula y su bola de raíz en la cama con semillas. Cont 2. Contenedor de especias para sembrar semillas

Al sembrar semillas directamente en un huerto, elija ponerlas en un recipiente vacío que haya sido utilizado para hierbas o especias aromáticas secas, con una cubierta de plástico perforada. Spr Luego rocía una cama o una fila.

Esta solución de semilla improvisada funciona mejor para semillas de tamaño mediano. S 3. Semillas de semillas pequeñasLas semillas de impaciencia, lobelia, zanahoria, lechuga y otras flores y verduras son a veces tan pequeñas que son difíciles de sembrar en forma pareja.Para remediar el problema y para facilitar la siembra que se puede diluir más rápidamente al crecer, mezcle las semillas con alimentos granulares como la sémola, el cuscús, la avena o las hierbas secas para dejar espacio entre las semillas. minúscula. Dém 4. Comenzar las semillas con tazas de cartón

Las tazas de papel pequeñas son excelentes para comenzar las semillas.

Tienen el tamaño adecuado y puedes taladrar un orificio de drenaje en la parte inferior.

Además, se pueden cortar fácilmente cuando llega el momento de cambiar a las semillas.
Tenga en cuenta que especificamos las tazas de cartón: las tazas de poliestireno plástico tardan mucho tiempo en descomponerse, hasta el punto en que siempre estarán en el vertedero de su zona durante varias generaciones.

5. Carrito de rollo de semillas

Convierta el camión pequeño de su hijo en un carro de semillas con ruedas.

  • Taladre orificios en la parte inferior del automóvil con un perforador de rosca y un martillo.
Llene el carro con ollas de turba o gránulos de turba expandibles, etiquetándolos según su progreso.

Si no está seguro de comenzar un jardín, estos prácticos consejos hacen que el trabajo sea tan fácil que pronto tendrá un pulgar verde.